marriage story

A Marriage Story: “El amor nunca será suficiente”

Película destacada

Mar 21 enero, 2020 - Diego Montanari
Etiquetas: A Marriage Story Adam Driver Noah Baumbach Pablo Rebolledo Bañados Scarlett Johanson
Share on FacebookTweet about this on Twitter

 

 

Mirar de frente a una Scarlett Johanson sufriendo las malas decisiones en su carrera y cediendo al amor de su compañero de trabajo y esposo interpretado por Adam RIver, quien a la vez es un director de teatro que tiene ambición y metas grandilocuentes en su visión del arte, pues termina creando una historia de amor que contiene una dulzura tierna al inicio, pero que al minuto no duda en pegarte con la realidad. Una carta de virtudes, por extensa que sea, nunca terminara de tapar el lado oscuro que una persona contiene, cuando esta se siente insegura y atado a un sentimiento, que más tarde que temprano, convierte el amor más en una necesidad que un real afecto.

La historia planteada por el director Noah Baumbach- escrita y producida por él- busca rescatar rasgos de su narrativa, con tal de que uno como espectador pueda empatizar con cada una de las decisiones que sus personajes principales van tomando. Esto, con una dirección de cámaras que abraza rasgos independientes dignos de un Wes Anderson más relajado en su proceso, pero que rescata la intimidad con la cual un director como Iñarritu también propondría. Su quinta película en su carrera, logra ser una gran manera de retratar al amor como una llave que, en la historia de una persona, puede convertirse en una cadena de muchas complicaciones. Y no es el hecho de que en la vida de los protagonistas no haya amor, pero simplemente el agotamiento de sus personalidades, sus vivencias y las oportunidades buscan libertad. Buscan encontrarse con el momento de volar, pero de ambas se sabe que algo no está bien, y tal vez nunca lo estuvo.

Las actuaciones de River y Johanson son el plato fuerte desde el comienzo, donde el enfrentar el divorcio y la custodia de su hijo, convierte a esta pareja perfecta y atractiva, en una trinchera legal de la cual ceden a la competitividad para solucionar sus dineros al respecto.  Y en situaciones como las situadas en juegos de mesas, simples frases y las extensas (y excelentemente actuadas) discusiones, pues se encuentran esos guiños de la historia misma, que hacen sentido en el desarrollo. Y el manejo del guión, de ser una bomba de tiempo, la cual pretende explotar en el momento definitivo, también le agrega una sensación más cíclica en escenas en donde en caminos cortados, los actores se roban la película en sus propios procesos de superación.

A Marriage Story te hará reir, llorar, fascinar y lamentar, es la fase de la vida en la que uno como persona tiene que velar por sus propias cadenas, y buscar un escape, cuando entremedio solo existen decisiones apresuradas y guiadas por el corazón. Porque el amor, no solamente basta con esta emoción abstracta para conseguir el sentido del vivir, es también lo que se propone uno para sentir realizado. Y de alguna manera, ni esas metas son llenadoras para esta relación que de por si es real, tan real que se quiebra.

 

Por Pablo Rebolledo Bañados.

Deja un comentario

comentarios

Últimos Posts

lighthouse

The Lighthouse : ...

Dirigida por Robert Egers ...

Leer más

signos 2

Diego Giordano, au...

Libro sobre un disco clave de Soda Stereo...

Leer más

18953458_1355138631231101_8666359974269198771_o

Eventos musicales ...

Destacan Ases Falsos, Los Tres, María Colores, entre otros...

Leer más